in

La González vibra con la ciudad, según Jorge Ortiz

Jorge Ortiz y su pasión por la González

Con estas frases terminó la entrevista con el periodista Jorge Ortiz:

“Siento que este barrio es parte de mi vida”.

“Este sector ha tenido un protagonismo en mi vida”.

Las palabras, de cierta manera, resumen todo el conocimiento que Jorge tiene sobre su barrio. El diálogo es en el Cyrano, donde es muy común encontrarlo. Las personas de la panadería lo conocen y él las saluda por su nombre. Pide un café y empieza la plática.

La González Suárez eligió una directiva a finales del 2019 ¿este tipo de acciones son parte de la construcción de una identidad barrial?

Creo que sí. Ya se ha hecho bastante. Quienes se han puesto al frente de la González Suárez han hecho una cosa verdaderamente magnífica y han puesto ganas, empeño, entusiasmo y eficiencia porque  no basta la buena voluntad. La elección de una directiva ayudará a consolidar el barrio.

¿Es necesario generar una identidad para mejorar la convivencia del barrio?

Mientras no haya identidad no hay identificación. Es necesario que quienes vivimos y trabajamos en este sector nos sentimos identificados. La única manera de hacerlo es con algo que tenga identidad.

El barrio ha adquirido una personalidad; es el único que tendería a ser despersonalizado porque es de clase media alta y residencial y tiene pocos lugares de encuentro como un parque. El trabajo que ha hecho un grupo de personas ha permitido que adquiera personalidad.

Es un barrio heterogéneo: viven políticos, empresarios, artistas, periodistas ¿eso lo convierte en un motor de pensamiento de la ciudad o eso es muy pretencioso?

Probablemente sí. No podría afirmar que ha surgido algo así, pero creo que en lugares. Si ve la gente que está aquí (Cyrano), viene a charlas de cosas serias y uno ve conversaciones profundas, debates interesantes y se nota que hay una vibración; este barrio vibra con la ciudad, con el país; siente sus problemas y los analiza y discute. Los habitantes nos apropiarnos del barrio.

 ¿No hace falta “comunicar” al resto de la ciudad lo que es el barrio para que no caiga en el estereotipo de que es un barrio ‘pelucón? 

Va a ser difícil que se saque eso. Normalmente en el Ecuador existe una propensión a que ese tipo de ideas, que tienen un toquecito de maldad o de egoísmo, tengan más éxito. Ese es el éxito del populismo: encontrar un enemigo. Es muy fácil decir que es un barrio de pelucones. Las personas que yo conozco, en su mayoría, son gente que ha trabajado, que se preparó y esforzó. Es un estereotipo falso y negativo que no aporta nada. Daña mucho a la convivencia de una ciudad.

¿Entonces la identidad barrial puede ayudar a combatir los estereotipos?

La identidad del barrio, más que para la imagen externa, es para que la gente que vive en este barrio se sienta parte integrante de él y por lo tanto sienta una responsabilidad con el barrio de manera que lo cuide, mime y se preocupe por su bienestar. 

¿Se pueden lograr consensos entre los vecinos?

Ni siquiera en el ágora griega, hace 2500 años, había unanimidad; había mayorías y minorías y eso es bueno. No se van a lograr consensos totales, lo que sí habrá acuerdos mayoritarios. Que la mayoría opine y participe para que las decisiones que afectan al barrio no sean el resultado del criterio —bueno o malo— de un alcalde o concejal o un directorio de un barrio, sino el resultado de un consenso. No me molesta que haya voces discrepantes, lo que me molesta son las voces destempladas.

Jorge Ortiz

Vive y trabaja en la González Suárez desde hace más de 40 años. Es periodista y licenciado en leyes.  Ha trabajado activamente en medios de comunicación nacionales desde 1972.

¿Qué opinas?

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Escrito por Marcos Vaca

Los adornos más votados son…

Protección rayos UV

¿Cuánto sabe sobre las altas temperaturas en Quito?